Monthly Archives: April 2016

  • 0

Publicidad Digital: Google Adwords vs Facebook Ads

Publicidad Online: Facebook Ads vs Google Adwords

Hoy les compartimos un excelente artículo….

¿No sabes qué herramienta de Publicidad es la que más te conviene? Estas dos opciones tienen mucho para ofrecerte. Descubre las características y beneficios de cada una de ellas.

Probablemente, hayas llegado a este artículo porque no sabes en cuál de estas plataformas invertir tu dinero para promocionar tu empresa.

Las 5 diferencias entre Google Adwords y Facebook Ads

1. Cómo llega al consumidor

La Publicidad de Google Adwords llega por solicitud del consumidor, después de que este escribe lo que necesita en el motor de búsqueda.

Mientras que en Facebook Ads es de forma invasiva, es decir, sin que el usuario la solicite. Esta red social publica anuncios en la sección noticias de acuerdo a los intereses, idioma, ubicación, edad, sexo, nivel educativo o situación sentimental de cada persona. Es decir, tú escoges a tu público objetivo y sus características.

2. La ubicación de los anuncios

Los anuncios en Google Adwords aparecen en el top ranking de los resultados de consulta de los usuarios. Por ejemplo, imagínate que buscas “Spa en Miraflores”, obtendrás 139,000 resultados y en la cima de todos ellos estarán solamente las páginas que se hayan posicionado en la web y las que hayan contratado a esta plataforma para que le coloque su aviso.

Esto será favorable para su negocio porque llegarán mayor cantidad de posibles clientes, pues los que buscan un spa en Miraflores es porque, seguramente, quieren ir y contratar sus servicios.

Por el contrario, los anuncios en Facebook Ads aparecen en la sección de noticias de los usuarios de Facebook. La ventaja de esto es que si uno no se interesa por tu publicación habrán otros miles que sí querrán verlo. Ojo que también depende de la buena calidad de tu aviso. Trata de utilizar imágenes en alta calidad y atractivas visualmente para que conquisten los ojos de tu público objetivo.

3. El tipo de Sitio Web donde aparecen

La diferencia aquí radica en que Google es un motor de búsqueda y Facebook es una red social. En Google la gente está buscando lo que tú ofreces (y mucha información más), mientras que en Facebook, pretende comunicarse con sus amigos, pasar el rato entreteniéndose.

4. Método de presentar tu Publicidad

En Facebook Ads los anuncios no pueden ser presentados descaradamente, sino que son introducidos sutilmente para que a las personas les resulte difícil ignorarlos. A nadie le gustaría que sus avisos pasen desapercibidos, ¿verdad? Esto sería una pérdida de inversión monetaria y de tiempo.

En tanto, en Google Adwords, la Publicidad es directa y evidente, incluso tiene unaetiqueta de “Anuncio” en un amarillo brillante junto a la URL de tu Página Web.

5. Respecto al tipo de campaña

Las campañas realizadas por la plataforma de Google brindan resultados inmediatos, ya que tu negocio rápidamente aparecerá en la web para que el público pueda verla cuando busca lo que tu ofreces. En pocas palabras posicionas tu Sitio Web en Google.

Las campañas lanzadas por medio de ads en Facebook sirven más para posicionar a una empresa en la mente del consumidor. Es decir, no ofrece resultados inmediatos. No obstante, un punto a favor es que se pueden viralizar y hacer más popular a tu empresa.

Similitudes entre ambas herramientas

  • Llegan a un público masivo. Ya que cuentan con millones de seguidores en todo el mundo.
  • Utilizan los datos geográficos o de ubicación, de idioma, tipo de dispositivo y los intereses del usuario de la web para segmentar tus avisos.
  • Muestran los anuncios en el lado derecho superior.
  • Pueden incluir textos y material audiovisual como fotos y videos.

Beneficios de usar Facebook Ads

  • Promueve las ventas de tu negocio online, ya que te ayuda a llegar a personas interesadas en lo que tu empresa vende, ya sean productos o servicios. Esto se realiza por medio de una red social donde a diario millones de individuos interactúan activamente a través de celulares, laptops, tablets y computadoras.
  • Mejora las ventas en tu local por medio de promociones, ofertas y anuncios dirigidos solo a tu público objetivo.
  • Da a conocer tu empresa. A los más de 1300 millones de usuarios de esta plataforma.

Beneficios de usar Google Adwords

  • Llega solo al público “que está buscándote”: tus anuncios se presentan “solo a las personas interesadas”. Pues, ellos entran a Google para que este les diga qué empresa tiene ese producto que está buscando y quiere comprar.
    Adwords te permite aparecer en los primeros resultados de la búsqueda de todos los usuarios a los que tú deseas llegar. Puedes delimitar el país, la ciudad e incluso el barrio de las personas que te van a hallar. Además, solo pagas por cada click que hace un interesado en tu anuncio. Y como este llegó a ti buscándote, es muy probable que te compre.
  • Controla el presupuesto: este medio no te impone un mínimo o máximo de dinero de inversión. Puedes escoger cuánto invertirás por mes y cuándo quieres dejar de promocionar tu empresa por este medio.
  • Mide el impacto: te permite saber cuáles de tus anuncios fueron más populares. Pues, te ofrece estadísticas con el número de las personas que los vieron.

En conclusión, tienes que ver cuál de estas plataformas te conviene más pues ambas son excelentes para alcanzar tus objetivos empresariales. No obstante, debes basar tu decisión de acuerdo al comportamiento de tu público, quién mejor que tú para determinarlo

Si te gustó compártelo con tus amigos en las redes sociales. ¡Hasta la próxima!

Fuente: From Doppler


  • 0

Tu marca en Internet

gestionar-marca-digital

Según Internet in Real-Time, en un minuto se publican 342.000 tweets, 1380 artículos en blogs, 3.298.560 de publicaciones en Facebook, se hacen 276.480 búsquedas en Google y suben 41.640 fotografías en Instagram. Todo en 60 segundos.

Como habrás deducido, resaltar en un mundo así es extremadamente complicado. Pero no te asustes, porque no es imposible: lo único que debes hacer es centrarte en tu marca y en el plan editorial de lo que publicas.

Con ello generarás consistencia y coherencia y poco a poco irás construyendo esa diferenciación que te permitirá pasar por encima del resto.

Por qué las marcas son como son

Pero empecemos por el principio. ¿Qué es una marca? La historia nos explica que al principio se utilizaba el concepto de “marcar” para identificar al ganado propio del ajeno marcándolo con un hierro al rojo. Es decir, se utilizaba para identificar la propiedad privada. En el siglo XVIII y con la llegada de la Revolución Industrial se empezó a producir a una escala mayor que durante los siglos anteriores, pero no se hacía en las mejores condiciones.

En aquel periodo, la marca servía para asociar al producto calidad (además de identidad): el fabricante incluía su nombre y lo usaba como garante de que aquello era de buena calidad y hacía lo que el producto decía hacer. La población empezó a asociar determinadas marcas con determinados estándares y valores.

La producción en masa obligó a utilizar la marca como algo más. Con el espectacular incremento de productos exactamente iguales, los fabricantes tenían que asociar otros valores a la marca más allá de calidad e identidad, porque el consumidor lo percibía todo igual.

En este periodo de la historia se empezaron a asociar beneficios emocionales a una marca: era la única manera de diferenciar dos zapatillas y conseguir crear una vinculación con el consumidor que hiciera que siempre acabara comprando una y no otra.

En resumen, una marca es una mezcla de aspectos que pertenecen al mundo físico (aspecto, color, olor, tacto…) con otros que pertenecen al mundo mental (valores emocionales, percepciones y experiencias).

Esta combinación es lo que cada marca sea única y es lo que les permiten diferenciarse y posicionarse en el mercado. Asocian a su producto o servicio una marca con una identidad, valores, filosofía y voz distinta al resto.

Aunque sobre el papel existan claras diferencias con la competencia, ¿cómo lo haces llegar a tu público objetivo? Cada acción de comunicación de la marca debe transpirar ese valor diferencial: desde la tarjeta de visita hasta la página web, anuncios de TV, redes sociales, etc.

“Lo que haces es más importante que lo que digas”

Construimos la imagen de marca con cada input que recibimos de ella. Con la aparición de lo digital los puntos de contacto se han multiplicado, pero también lo ha hecho el “ruido” y la dificultad para encontrar un sitio dentro de esta vorágine.

Para que te hagas una idea, en este enlace podrás ver qué sucede en Internet en tiempo real (no te asustes).

Si una acción no se corresponde con lo que se espera de la marca (es decir, que se aleja de los valores que ha construido siempre) es cuando se produce una incoherencia que hace tambalear todo el trabajo anterior, además de dañar su reputación.

Info_MKP

Cómo gestionar la marca en Internet

Como habrás deducido, gestionar correctamente una marca es muy difícil, ya que cada punto de contacto con su público objetivo debe transmitir exactamente aquello que es la marca.

Antes de hacer nada, ten presente estos dos puntos:

Olvida lo que te gusta a ti

Para hacerlo bien, el primer paso es ponerse siempre en la cabeza de nuestro público objetivo. Tenemos que plantearnos por qué motivo empezó a seguirnos (o por qué motivo nos tiene que seguir) y estructurar los contenidos a partir de ello.

Siento ser tan directa, pero publicar contenidos que nos gustan a nosotros o que creemos que están vinculados a la marca no sirve de nada. Utiliza tus redes personales para publicar este contenido que tanto te gusta, porque el la cuenta de tu negocio deberá contener aquello que le sirva a tu público objetivo (y no a ti).

Escoge dónde quieres estar

Casi cada día aparecen nuevas herramientas y nuevas plataformas en las que publicar los contenidos de la marca. Todas cumplen con unos objetivos distintos; así que no es lo mismo publicar en Facebook que en Twitter y, por supuesto, no pueden reciclarse contenidos entre redes si los publicas de la misma manera.

Para escoger dónde quieres estar, debes tener claro a quién te diriges. Si buscas a empresarios o emprendedores, es más probable que estén en Twitter e Instagram, si buscas a madres, Facebook y Pinterest, etc.

Ten presente que cada red social que añadas a tu plan te exigirá más recursos y tiempo que no podrás invertir en generar contenidos de calidad e interés para tu público objetivo.

La mejor estrategia es estar presente en las redes en las que sabes que se encuentra la mayoría de gente a la que quieres impactar y, una vez trabajes bien en ellas, ir probando a añadir más redes. Empezar con 5 o 6 de golpe, sin tener un plan editorial definido te generará pocos resultados.

 

Crea el plan editorial

Más allá del conocido plan de marketing de contenidos, voy a enseñarte una herramienta mucho más práctica y fácil de aplicar, el plan editorial.

En sólo 5 pasos tendrás el documento que te permitirá gestionar correctamente tu marca en Internet optimizando al máximo tu tiempo y recursos.

 

#01. Establece las bases

TOma una hoja de papel (o abre un documento en Word, Evernote o Google Docs) y escribe y define los siguientes tres puntos:

  • Objetivos: ¿qué quieres conseguir publicando en las redes? ¿Notoriedad, más seguidores, compras…? La respuesta a esta pregunta guiará cómo es cada pieza de contenido que crees.
  • Valores: ¿qué defiende tu marca? ¿con qué se vincula y con qué no?
  • Público objetivo: utiliza el concepto de las buyer personas para definirlo correctamente

Estos tres puntos son los cimientos de cualquier plan, así que dedícales el tiempo suficiente para definirlo bien. Hacerlo bien dará coherencia a todo lo que publiques.

#02. Define cómo se expresa la marca

Piensa en tu marca como si fuera una persona: ¿cómo hablaría? ¿qué diría y con qué tono?

#03. Establece cinco ejes de contenido

Escribe sobre qué cinco temas se va a hablar.

#04. Define para qué se usa cada red

Ligado con el paso previo de definir en qué redes sociales se tendrá presencia.

¿Recuerdas lo que te decía de que el contenido no debe ser el mismo en cada red? No es para hacerte perder tiempo, sino para que ganes seguidores. Me explico.

Si publicas lo mismo en Twitter y Facebook (por ejemplo), ¿para qué va a seguirte alguien en las dos redes? Si el contenido es distinto, le “obligas” a seguirte en las dos redes y a permanecer atento a lo que haga la marca en todas partes. Y aquí vuelve entrar en juego en publicar contenido que le interese a él/ella y no a ti: si todo lo que publicas está alineado con los valores de la marca, con lo que él espera de ti y encima, le interesa todo lo que publiques… ¿cómo no va a querer seguirte y comprar lo que le vayas vendiéndole?

#05. Redacta un protocolo de crisis

Esto es algo que muy pocas marcas se molestan en definir, pero es muy importante. Debes tener claro qué pasos se seguirán en el caso de que suceda algún problema con el producto o servicio que ofreces.

¿Se contestará al usuario en público o en privado? ¿lo hará la persona que gestiona las redes o pasará a hacerlo el responsable de producto o CEO? ¿se le contactará por redes o llamará por teléfono?

No hace falta que seas una gran multinacional para sufrir una crisis en redes sociales.

 

Espero que este post te sirva para empezar a estructurar tu presencia online y hagan que tu marca sobresalga por encima del resto :)

Evangelina Cañas

 


  • 0

test

Category : Uncategorized

test